Solo dos palabras, Policía Nacional

Solo dos palabras, Policía Nacional

Pablo Pérez (Policía Nacional)

Solo dos palabras, Policía Nacional ¿Qué está pasando en el Campo de Gibraltar? Apenas han pasado unas horas después de que recibamos la horrible noticia de dos policías heridos, muy grave al ser embestidos por un vehículo robado cargado con más de 700 kg de hachís. Seguimos conmocionados, pero a la vez indignados por la inacción tanto de este gobierno como de los anteriores ante la histórica reivindicación por la inseguridad en esta zona geográfica.

Falta de policías

Es más que conocida la falta de policías a nivel nacional, pero en particular en zonas tan delicadas y conflictivas, es más sangrante. Pero no solo la falta de medios humanos sino la de medios materiales, algo que se agrava cuando vemos en la prensa que nuestro gobierno dona millones y millones de euros a los países vecinos como Marruecos, en este caso con vehículos todo terreno 4×4.
¿Serían las consecuencias del impacto las mismas si nuestros compañeros condujesen uno de estos vehículos 4×4?
¿Camparían las bandas de narcotraficantes y las mafias a sus anchas si se reforzarse la presencia policial en estas zonas?
Tenemos en España una de las mejores policías ya no de Europa, sino del mundo, pero una nefasta gestión de bienes o recursos, por parte del Ministerio del Interior, bien por desconocimiento o bien por dejadez, nos deja en muchas ocasiones a los pies de los caballos ante bandas criminales cada vez más organizadas, más violentas y mejor preparadas.
Es el momento en el que desde el Ministerio del Interior se dé un paso al frente y se adopten medidas tanto urgentes como contundentes. Más presencia policial, más medios y más protección jurídica ante este tipo de hechos.
Este tipo de actos deberían de ser considerados claramente como un homicidio en grado de tentativa, no nos cabe duda que la defensa jurídica sería lo principal para nuestros compañeros.

Ánimo Policía Nacional

En estos momentos todos unimos nuestras fuerzas para dar ánimos a nuestros compañeros y esperamos que se recuperen lo antes posible y con las menos consecuencias físicas. Lo mismo que nuestro compañero en prácticas que desgraciadamente ha tenido un estreno que seguramente no hubiese sido el deseado, pero que ha sabido afrontar con valor, socorriendo a su binomio hasta la  llegada del resto de indicativos y asistencias. Es el momento en el que todos y digo todos tenemos que unirnos para exigir todos los medios humanos y materiales necesarios y que estas situaciones no se vuelvan a repetir, sin distinciones, sin siglas, solo dos palabras POLICÍA NACIONAL.